Paraguay y Uruguay reiniciaron sus vuelos de pasajeros, con fines corporativos y en la modalidad “burbuja”

Mundo 16 de septiembre de 2020
La reanudación parcial de los vuelos comerciales tiene como objetivo principal atender el flujo de empresarios e inversores de ambos países.
avion ururguayo

Paraguay y Uruguay reiniciaron hoy sus vuelos de pasajeros, con fines corporativos y en la modalidad “burbuja”, los primeros en el país tras la suspensión provocada por el coronavirus.

La aerolínea uruguaya Amaszonas retomó la ruta Montevideo-Asunción-Montevideo y ofrecerá una frecuencia semanal (todos los lunes de setiembre), según lo establecido por un decreto del presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez.

La reanudación parcial de los vuelos comerciales tiene como objetivo principal atender el flujo de empresarios e inversores de ambos países.

Podrán ingresar a Paraguay residentes nacionales y extranjeros, empresarios inversionistas, técnicos especializados, tripulación y otros casos excepcionales puntualmente identificados y autorizados que requieran realizar servicios de asesoría técnica presencial en el actual periodo de pandemia por Covid-19.

También podrán viajar a Uruguay, por motivos de reunificación familiar, choferes de transporte internacional, diplomáticos acreditados, pilotos de aeronaves, prácticos de buques y otros ingresos transitorios por razones humanitarias.

Según los dispuesto por el plan piloto del gobierno paraguayo, para ingresar a Paraguay, los pasajeros uruguayos identificados y autorizados por el Consejo de Defensa Nacional (Codena) deberán presentar una prueba Covid-19 negativa basada en una muestra tomada como máximo hasta 72 horas antes del vuelo. Asimismo, deberán contar con seguro médico internacional con cobertura del coronavirus, declaración jurada de responsabilidad, ficha de salud del viajero y podrá permanecer en el país por un máximo de una semana.

En caso de necesitar extender la estadía, al séptimo día deberá la persona realizar y presentar una nueva prueba Covid-19 negativa y tramitar una nueva autorización con el Codena.

En cuanto a los residentes de Paraguay, además de cumplir con los mismos requisitos mencionados, deberán realizar la cuarentena obligatoria en un Hotel Salud por siete días y realizar una nueva prueba de Covid-19 que debe resultar negativa para concluir con la cuarentena.

Junto con Amaszonas, se prevé que la empresa Paranair también opere bajo la modalidad de los “vuelos burbuja” con Uruguay, una vez a la semana, según detalló Douglas Cubilla, director de Aeropuertos de la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac).

El plan piloto es consecuencia del protocolo alcanzado en agosto entre ambos Gobiernos y del decreto emitido por la Presidencia paraguaya para la apertura parcial y temporal de algunos puestos migratorios como el aeropuerto internacional de Asunción.

La modificación incluye algunos puestos de frontera, pero excluye los principales pasos aduaneros con Brasil y Argentina, que siguen, cerrados desde que en marzo apareció el primer caso de coronavirus, que hasta este martes ha dejado un total de 463 fallecidos y 24.000 contagios.

No obstante se organizaron vuelos humanitarios desde esos países y otros de Europa para el retorno de paraguayos, con una cifra de 16.000 pasajeros hasta la fecha, según la Dirección de Migraciones.

El largo periodo sin actividad aérea de pasajeros motivó manifestaciones de preocupación de compañías como Air Europa, la única que ofrece vuelos directos con el Viejo Continente.

Responsables de esa firma en Paraguay señalaron las dificultades que les supone el diseñar una logística ante un posible comienzo de los vuelos si el Gobierno no avanza un previo cronograma estimativo de intenciones.

Te puede interesar